Publicidad

Dealer: Los libros de la semana

por · Agosto de 2017

Publicidad

Las recomendaciones del editor para esta semana.

Tal vez sí, tal vez no (Seix Barral), de Germán Marín. Tal vez sí, tal vez no narra múltiples anécdotas de la vida de la Nona y así configura una suerte de collage que da forma a la personalidad de esta vigorosa mujer. La Nona es hija de inmigrantes italianos y desde pequeña ha sido grande en tamaño y vitalidad. Podríamos decir que más que construir su vida, arrasa con lo que encuentra por delante para obtener el objetivo que se plantea: un marido, un negocio –como la boutique que instaló en su casa tras el divorcio de su primer marido–, un viaje exótico, averiguar los secretos de los vecinos, la guerra con su nuera o la obsesión epistolar con un abogado desconocido a quien escribe a diario, sin que este tenga noción de quién lo acosa con las extrañas cartas, entre otros. Nada detiene a la Nona y poco le preocupan los sentimientos de los demás, ella solo toma lo que quiere y por el rato que quiere, ya que pronto se aburre de cada nuevo foco de interés. Con este actuar, las víctimas que van quedando en el camino no son pocas. De ahí que cuando la Nona es encontrada muerta en su departamento, tal vez por envenenamiento, se plantee un posible asesinato y muchos candidatos aparezcan como posibles criminales: Tal vez fue la vecina, presidenta del edificio, con quien competía; o el verdulero italiano, que llegó al borde de la locura con los intentos de la Nona por hablarle en su lengua natal (idioma que la Nona desconocía, obviamente), o el cajero del banco que debió soportarla mes a mes con todas sus preguntas, quejas y situaciones absurdas cuando iba por su montepío; o su propio hermano, harto de soportar su indolencia frente a las dificultades de su vida y su frialdad. Con un humor punzante, el narrador hace reír con cada escena de la vida de la Nona en la que reconocemos a tantos personajes femeninos arquetípicos: la vieja metiche, la suegra insoportable, la dirigenta del comité de administración del edificio, etc. (ref. $13.000)

La fábrica de canciones. Cómo se hacen los hits (Reservoir Books), de John Seabrook. En las dos últimas décadas ha nacido un nuevo tipo de canción. Los hits actuales están repletos de hooks, anzuelos musicales diseñados para engancharse a tu oreja cada siete segundos. Sus compositores han dedicado centenares de horas en inventarlos, en lograr que la melodía, el ritmo y la repetición se incrusten en el cerebro humano. Y los han pensado para que la experiencia de escucharlos funcione tanto en la radio o la tele como en centros comerciales o el gimnasio. En un viaje que lo lleva de Nueva York a Los Ángeles y de Estocolmo a Corea, John Seabrook nos cuenta la historia de una industria que de repente, tras un cataclismo, se vio forzada a transformarse; sus productos debían ser, más que nunca, innovadores, competitivos, ambiciosos y sexys. Explorando el terreno que comparten la ciencia y la creatividad, La fábrica de canciones es un libro que cambiará la manera en que escuchas música. (ref. $16.000)

El hombre que traslada las ciudades (La Pollera), de Carlos Droguett. La novela El hombre que trasladaba las ciudades fue publicada en España en julio de 1973, por lo que nunca llegó a Chile. Cuenta sobre los desplazamientos de una ciudad llamada Barco, en la frontera norte entre Chile y Argentina, que llevó a cabo el conquistador español Juan Núñez de Prado durante el siglo XVI. Esta es una historia loca porque la España del siglo XVI también era un ser loco, desmesurado, profundamente práctico, soñador, vagabundo, extraordinariamente lírico, llena de tipos trashumantes como el lazarillo de Tormes y Francisco Pizarro, el cuidador de puercos. La conquista de América pertenece también, en cierto modo, a la novela picaresca, es tragicómica como ella, es, por lo menos, tan fantástica y real como el Quijote. Cervantes escribió El hospital de los podridos. Ese hospital es también España; cuando comienza la conquista, ella envía a sus podridos a convalecer a América; algunos sanan; otros se pudren más. (ref. $12.000)

La hija de Stalin. La extraordinaria y tumultosa vida de Svetlana Allilúieva (Debate), de Rosemary Sullivan. Nacida durante los primeros años de la Unión Soviética, Svetlana creció dentro de los muros del Kremlin. Los altos cargos del Partido Comunista la protegieron del exterior ocultándole la hambruna y las purgas que arrasaban su país. Tras la muerte de su padre, y a medida que iba descubriendo la magnitud de la crueldad del régimen, Svetlana rompió su silencio y en 1967 conmocionó al mundo huyendo a Estados Unidos. Profunda y ambiciosa, esta biografía pinta el insólito retrato de una mujer atormentada, utilizada como un peón en la Guerra Fría y, que a pesar de sus repetidos intentos por desvincularse del pasado, se vio siempre atrapada por la alargada sombra de su padre. Sullivan logra explorar un personaje complejo en un aún más complejo contexto sin nunca perder de vista la poderosa historia humana, y reabriendo a lo largo del proceso, las puertas cerradas de la brutal Historia del corto siglo XX que tanto nos fascina. (ref. $16.000)

Cuentos completos (Seix Barral), de Juan José Saer. ¿Por qué si las condiciones externas de mi vida en el día de hoy no difieren del día de ayer, sin embargo, hoy cargo con un peso en el plexo, con un dolor en el alma y una angustia sin objeto? ¿Por qué cambió mi ánimo si objetivamente no cambió nada en el entorno que lo justifique? ¿Qué muebles se movieron secretamente en mi cabeza para que lo que ayer era templanza y alegría hoy esté cerca de la desesperación? Algo de esto se preguntan todos los personajes saerianos a lo largo de estos relatos polimorfos que forman este gran libro. Sobre el final de “Algo se aproxima”, el relato que termina el primer libro de cuentos de Saer
y que, a su manera, abre el mundo de investigación en el que se sumergirán miles de lectores fanáticos, un personaje le pregunta a otro, mientras comen en un bar, si la vida tiene sentido. Y el que come, riendo, le dice: “Ninguno, por supuesto”. Frente a una vida sin sentido, los personajes saerianos aman, odian, se traicionan y responden con dulzura o cinismo a eso que “se aproxima”. Que es del orden de lo inefable, como la realidad. (ref. $23.000)

En el último trago nos vamos (Tusquets), de Edgardo Cozarinsky. Siempre hay un trago después del último en las novelas y cuentos de Edgardo Cozarinsky, y aunque la canción lo anuncie nadie se va del todo. Los insomnes errantes encuentran un bar abierto donde los esperan historias inauditas. En Buenos Aires los muertos sobreviven en una precaria segunda vida; en la selva guaraní o en las ruinas de Angkor palpitan, invictos, los sacrificados. Y en un rincón de Brooklyn atiende una vidente que puede transformarse en la madre del incauto que se anima a consultarla. Como un caleidoscopio de todos sus registros narrativos, el nuevo libro del autor de Lejos de dónde y Dark explora las muchas dimensiones de lo imaginario, de la memoria afectiva y sus imprevistas confluencias, de distintos rostros del deseo. (ref. $16.000)

Los amores de Nishino (Alfaguara), de Hiromi Kawakami. Todas han amado a Nishino. Todas han sucumbido, aunque solo sea durante una hora, a ese hombre seductor, imprudente y salvaje como un gato, que se inmiscuía de manera natural en la vida de las mujeres a las que deseaba conquistar. Pero ¿quién era Nishino? Ellas, que guardan en la memoria el vivo recuerdo de su cálido aliento, de sus silencios indescifrables y sus gestos de indiferencia, toman la palabra para recrear la figura llena de encanto de un hombre conmovedor e inalcanzable. Y, a través de este retrato, también revelan quiénes son ellas mismas. Sus testimonios son variaciones llenas de humor, sensualidad, inteligencia y melancolía sobre ese extraño sentimiento llamado amor. (ref. $12.000)

Dealer: Los libros de la semana

Sobre el autor:

PANIKO.cl (@paniko)

Comentarios